Horizontes

Sin horizontes inalcanzables, no habría objetivos imposibles.

Ni tendríamos, en la lejanía, donde posar nuestra mirada cansada al final del día.

Seríamos huérfanos de nuevos sueños y falsas esperanzas. De destinos a los que ir y de lugares donde escondernos.

Faltaría ese “no se puede” que convierte lo improbable en realidad.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s